lunes, 21 de julio de 2014

Que sí, que el alemán puede ser bonito

Después de dos meses estudiando alemán como si no hubiera mañana (de exagerados está el mundo lleno) por fin me he examinado del nivel C2. El examen consta de cuatro partes que se corresponden con las cuatro destrezas que necesitamos para comunicarnos y entender una lengua extranjera: comprensión lectora, comprensión auditiva, expresión escrita y expresión oral. El examen era jodidamente muy difícil, pero espero aprobar dos de las cuatro partes. Dentro de unas semanas ya os contaré. 
Mi caja de tarjetas para aprender vocabulario
Quiero empezar una serie de entradas sobre algo que lleva rondándome la cabeza durante mucho tiempo (bastante antes de empezar a escribir por aquí). Y es que el alemán, a pesar de sus dificultades y de los prejuicios que arrastra cual losa cuajada de consonantes, también es un idioma increíble (ayyy, la fe del converso pensaréis algunos de los que me conocéis), en el que los significados y los significantes de las palabras en muchas ocasiones no son arbitrarios sino que responden a una lógica aplastante que a veces roza con las greguerías y otros juegos lingüísticos. El que el alemán sea adicto a las palabras compuestas ayuda mucho a este ensamblaje de conceptos. Según he ido avanzando en su aprendizaje he ido descubriendo cada vez más de estás adivinanzas escondidas en las palabras, y es algo que me produce un pequeño placer y sonrisas pícaras (si es que hay que ver cómo son...). Sepáis o no sepáis alemán creo que mi lista de palabras con su traducción literal de significados os va a gustar y resultar curiosa:
  1. Glühbirne: bombilla. Traducción literal: Glüh (incandescente)/ Birne (pera). O lo que es lo mismo una pera que brilla.
  2. Fahrstuhl: ascensor. Traducción literal: Fahr (raíz de "conducir"/Stuhl (silla). O sea una silla móvil.
  3. Wildschwein: jabalí. Traducción literal: Wild (salvaje)/Schwein (cerdo). Que es un jabalí más allá de un cerdo salvaje.
  4. Frühstuck: desayuno. Traducción literal: Früh (temprano)/Stück (bocado).
  5. Eckzahne: colmillo. Traducción literal: Eck (raíz de "esquina")/Zahne (diente). El colmillo no es, ni más ni menos que el diente de la esquina
  6. Sinnestäuschung: alucinación/ilusión óptica. Traducción literal: Sinn (raíz de "sentido")/Täuschung (cambio). Una alucinación es a todas luces un cambio en los sentidos, ¿no?   
Mi lista de palabras es mucho más larga pero creo que es mejor ir racionándolas para no abrumar o aburrir, o las dos cosas. ¿Conocéis alguna más para la próxima entrada sobre el tema?






Si te gusta, o crees que la entrada será útil para tus amigos o contactos compártela. ¡Gracias!

12 comentarios :

  1. Verantwortung, esta siempre me gustó.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Paz. Gracias por comentar. Miraré Verantwortung para la próxima entrega de palabras compuestas.

      Eliminar
    2. Hola, no creo que Verantwortung pueda considerarse una palabra compuesta en el sentido que mencionas aquí (simplemente tiene un prefijo). Como aportación, a mí siempre me ha gustado Bausünde y, por supuesto, Zeitgeist. Un saludo!

      Eliminar
    3. (y ya que nos ponemos: Pechvogel y Wunderkind están chulas también)

      Eliminar
  2. Vivo en Alemania desde hace años, y muchas veces he pensado en palabras como las que citas. Sin embargo, cuanto más lo pienso, más creo que en realidad esa manera de unir palabras y conceptos empobrece el lenguaje, porque en realidad carecen a menudo de palabras simples que denoten un concepto, y deben recurrir a artificios compuestos. El alemán es un gran idioma, qué duda cabe, pero creo que las lenguas romances son más ricas en léxico y las frases más elegantes ya que emplean palabras simples de significado clar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Discrepo del comentario anterior en el sentido que el unir palabras empobrece el lenguaje. Al contrario, precisamente permite crear palabras nuevas para definir nuevos conceptos sin tener que adoptar palabras importadas. Y las nuevas palabras compuestas no son menos palabras reales por el hecho de haberse creado a partir de otras palabras.

      De hecho, el alemán permite incluso describir conceptos en una sola palabra para los cuales el español necesitaría varias. Por ejemplo, "Glockenklang" (tañido de campanas), o "Wintersturm" (tormenta de invierno).

      Ello no significa que el alemán sea mejor ni peor que las lenguas romances - es simplemente diferente.

      Eliminar
    2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    3. Hola, Anónimo. Gracias por tu aportación. Veo que es un tema que resulta interesante y polémico. A mí, en principio, no me gusta comparar lenguas (en el sentido de criticar su forma intrínseca de funcionar) pero sí analizarlas, y me estás resultando curiosoo descubrir morfologías diferentes a las de las lenguas romances.

      Eliminar
  3. Los prejuicios que arrastra el idioma alemán son producto de su desconocimiento, que por otra parte es lo que pasa con casi todos los prejuicios en cualquier tema que se nos ocurra. El alemán es, en mi opinión y en total oposición al anónimo del 23/07/2014-9:01, un idioma con un vocabulario extramadamente rico, lo cual le permite evitar la abundantísima polisemia del español. El ejemplo que siempre pongo en estos casos es el verbo 'pegar': adherir, unir, contagiar enfermedades, estar próximo, golpear, armonizar dos objetos/personas, rimar, incidir la luz, etc. etc. Para cada uno de estos conceptos existe un verbo/expresión específica en alemán, con lo cual, ya por simple conteo es más rico en léxico. Pero por si quedan dudas, en la Escuela Superior de Berlinología nos explican que en español se usa una media de 1000 palabras diferentes en el día a día, mientras que alemán llegan a las 4000. Otro de mis ejemplos favoritos cuando trato de exponer las maravillas del aleman es esta sencilla frase: Ausfahrt freihalten. Para traducir todo su contenido al español tendríamos que recurrir a algo así como: Dejar libre la via de salida de vehículos. A ver si no es muchísimo más elegante, específica y sobre todo, económica la versión alemana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola.
      Muchas gracias por pasarte por el blog. Veo que eres un buen conocedor de la lengua alemana (como denota el título de tu blog). Estoy de acuerdo contigo en que el alemán es un idioma rodeado de prejucios e incomprensión. Yo misma los tenía antes de vivir en Berlín y empezar a aprenderlo. Es increíblemente preciso (y por ello también muy complicado) y su profusión en sinónimos me admira, y a veces me cabrea (cuando soy incapaz de hablar de temas interesantes con soltura y variedad de términos). La formación de las palabras compuestas es apasionante y en ese sentido creo que sí facilita la vida del aprendiente que ya tiene un nivel intermedio. Son de un lógico que aturulla.
      Un saludo.

      Eliminar
  4. Muy interesante lo que comentas. El alemán es un idioma que a la larga da muchas alegrías. Tiene una pronunciación muy regular, es lógico y fácil de entender. Además de ser un idioma muy valorado en un CV o en un puesto de trabajo. Animo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras de ánimo, Marbellaspeaking.

      Eliminar

Gracias por pasarte por aquí

Entradas Relacionadas

Etiquetas

Acantilado (1) Agatha Christie (1) Alejandro Zambra (2) Alemán (3) Almudena Grandes (1) Alpha Decay (2) Amélie Nothomb (2) Anagrama (4) Anna Llenas (1) Antonio Palomar (1) Arturo Pérez-Reverte (1) Asuntos (26) Benjamin Black (1) Berlín (3) Biografías (3) Catherine Miller (1) Chris Wormell (1) Christa Wolf (2) Chuck Palahniuk (1) Ciencia ficción (4) Cómic (3) Consultorio lector (4) Cortázar (1) Crisis (8) Cristina Peri Rossi (1) Crítica (20) Cuando un escritor te decepciona (1) Cuentos (2) D. H. Lawrence (1) David Trueba (1) distopías (1) Don Delillo (1) ecología (3) Eduardo Halfon (1) Elvira Lindo (1) Elvira Navarro (2) Emilio Bueso (1) Emilio Urberuaga (2) Eric Carle (1) Escribir (8) Feminismo (3) Fondo de Cultura Económica (1) Gabriela Wiener (1) H.P. Lovecraft (1) Héctor Abad (1) Henry James (1) Hervé Tullet (1) Ilustración (3) Internet (3) Isaac Rosa (2) Italo Calvino (1) Jean Baudrillard (1) Jean Rhys (1) Jeffrey Eugenides (1) Jesús Carrasco (1) Jim Dodge (2) John Banville (1) John Irving (1) Jorge Herralde (3) Juan José Millás (1) Juanjo Sáez (1) Julio Cortázar (1) Kalandraka (2) Laura Gutman (1) Leer (2) Leo Leonni (1) Librerías (2) Libros para niños (35) Libros que leemos (3) Libros que leo (17) Listas (16) Luis Goytisolo (1) Luis Landero (1) Marta Sanz (1) Michael Bond (1) Mireia Pérez (1) Mondadori (1) Neil Gaiman (1) Nick Hornby (1) No ficción (4) Pablo Gutiérrez (1) Patricia Highsmith (1) Patrick Modiano (1) Poesía (3) Política (1) Pre-Textos (1) Reseñas (11) Roberto Bolaño (2) Rocío Martínez (1) Satoshi Kitamura (1) Sergio Bizzio (1) Silvia Nanclares (1) Siri Hustvedt (1) Siruela (1) Sociología (1) Thomas Brussig (1) Viajes (1)


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...